lunes, 10 de agosto de 2020

Canonizaciones polémicas: La historia oscura de algunos Santos de la Iglesia Católica. (Actualidad y Noticias)

 


Canonizaciones polémicas: La historia oscura de algunos Santos de la Iglesia Católica


Íconos de la bondad, los valores cristianos y, sobre todo, de una relación superior de un mortal con Dios. Los Santos de la Iglesia Católica son un elemento importante dentro de dicha religión, sin embargo, algunos de ellos han sido duramente cuestionados, no sólo por su canonización, sino también por cómo habrían vivido.


Dentro de éstos, hay cuatro Santos criticados de manera recurrente: San Agustín de Hipona, Santa Teresa de Calcuta, San Josemaría Escrivá de Baleguer e incluso San Juan Pablo II.



San Agustín de Hipona


San Agustín de Hipona, nació en Tagaste, una localidad del Imperio Romano, el 13 de noviembre de 354. Se convirtió al Cristianismo a los 33 años y sus críticos señalan que tuvo tendencias misóginas.


En su libro De Civitate Dei manifiesta que “es Eva, la tentadora, de quien debemos cuidarnos en toda mujer… No alcanzo a ver qué utilidad puede servir la mujer para el hombre, si se excluye la función de concebir niños”.


También planteó en su libro De Trinitate que “nada rebaja tanto a la mente varonil de su altura como acariciar mujeres y esos contactos corporales que pertenecen al estado del matrimonio”.


Cabe destacar que San Agustín es uno de los “doctores” de la Iglesia Católica, un reconocimiento dado a maestros de la fe y eruditos, por lo cual sus afirmaciones tienen un vínculo especial con la Institución.


A pesar de ello, por su carácter de investigador y filósofo, hasta el día de hoy sus textos son estudiados en las universidades, incluso se le atribuye un acercamiento a la teoría de la relatividad de Albert Einstein y ser uno de los primeros en plantear que el tiempo y el espacio comienzan en el mismo instante.



Santa Teresa de Calcuta


La imagen de Sor Teresa de Calcuta está fuertemente asociada a la ayuda humanitaria. Tras su muerte en 1996, el Papa Juan Pablo II nombró su beatificación al año siguiente, siendo que regularmente se espera 5 años para dicho proceso, para evitar generar presiones y entusiasmos locales que pudiesen influir en una eventual canonización.


Ya en el año 2003 el columnista de Slate, escribió una artículo donde criticó duramente a Teresa de Calcuta, tratándola de fundamentalista y un fraude, acusando a su congregación “Misioneras de la Caridad” de una “estricta ideología y la práctica de amar la pobreza” detallando además que se convirtió en una institución que permitía a los más ricos “aliviar sus propias culpas enviando dinero a una mujer que parecía ser una activista en favor de los más pobres entre los pobres”.


Posteriormente en el año 2013, investigadores de la Universidad de Montreal, presentaron el informe “Madre Teresa, cualquier cosa menos una santa”, generando una fuerte controversia debido a la gran cantidad de seguidores que Sor Teresa tiene alrededor del mundo.


En el documento tenía resquemores sobre “su manera dudosa de cuidar a los enfermos, sus cuestionables contactos políticos, su manejo sospechoso de las enormes sumas de dinero que recibió, y sus puntos de vista dogmáticos excesivamente relativos, en particular, sobre el aborto, la anticoncepción y el divorcio”.


A pesar de esas posturas, Teresa de Calcuta no dudó en apoyar a su amiga, Diana de Gales, cuando se divorció del Príncipe Carlos, por lo que fue acusada de hipócrita.


Además criticaban el hecho de que viera el dolor de los pobres y enfermos como algo que los acercaba a Cristo, siendo que cuando ella estaba enferma acudió a las mejores clínicas en Estados Unidos.



San Josemaría Escrivá de Balaguer


Hablar de Escrivá de Balaguer, es entrar en el poderoso mundo del Opus Dei, entidad que nace en 1928 y que jugó un rol importante en la España de Francisco Franco, dictador que derrocó la Segunda República Española tras una cruenta Guerra Civil entre 1936 y 1939, donde la Iglesia Católica apoyó a los golpistas y posteriormente fue un eje fundamental del régimen.


De hecho, el poder de esta organización se mantuvo en el proceso de transición español, a pesar de sus relaciones con el saliente círculo dictatorial.


El Opus Dei ha sido criticado innumerables veces de ser una entidad, clasista, proselitista, machista, con un elevado compromiso económico que restringe el círculo social y familiar, sin embargo, es la única prelatura en la Iglesia Católica, lo que posiciona a la institución en un lugar privilegiado por sobre el resto del clero.


En octubre del año 2002, Escrivá de Balaguer fue canonizado por el Papa Juan Pablo II, superando a otros histórico candidatos como Juan XXIII o Pablo VI, en un proceso que es considerado el segundo más rápido en la Historia, sólo superado por Santa Teresa de Calcuta.


Quienes han estado en contra del Opus Dei dentro de la Iglesia han pagado caras consecuencias, hace poco el Monseñor Luigi De Magistris fue marginado por el Vaticano, a pesar de que le correspondía ser nombrado Cardenal, sólo por el hecho de oponerse a la canonización de Escrivá de Balaguer.


En sus discursos, el creador del Opus Dei también dejaba claro cuál era, según él, el rol de la mujer en la sociedad.


Además, en uno de sus escritos evidenciaba una notoria diferenciación entre las facultades de hombres y mujeres, afirmando que “si queréis entregaros a Dios en el mundo, antes que sabios —ellas no hace falta que sean sabias: basta que sean discretas— habéis de ser espirituales, muy unidos al Señor por la oración”.


Por otra parte, en un especial de BBC Mundo se consigna que ex miembros del Opus Dei, enviaron una carta al Papa Juan Pablo II, explicándole que Escrivá de Balaguer tenía “arrogancia y temperamento malévolo”, señalando además que manifestaba una “indiferencia por los pobres” y “amor por el lujo y la ostentación”.


Acusaciones que fueron refutadas en su momento por el director de la Oficina para las Causas de los Santos del Opus Dei en España, José Carlos Martín de la Hoz, quien aseguró que “los santos que tienen que abrir camino siempre necesitan tener fuerza, empuje, brío. Y esto puede ser mal interpretado por algunos (…) Los santos no son personas santas desde que nacen, sino que son personas que se van haciendo santas”.



San Juan Pablo II


Karol Wojtyła, más conocido como Juan Pablo II, tuvo un rol clave en la Historia de la humanidad, oponiéndose firmemente a los regímenes que apoyaban a la Unión Soviética en plena Guerra Fría, realizando una serie de viajes que le dieron un protagonismo mediático a nivel mundial.


Independiente de su postura ideológica, los últimos años de Juan Pablo II como Papa estuvieron marcados por los casos de abusos sexuales dentro de la Iglesia Católica, en especial sobre el presunto encubrimiento que el sumo pontífice facilitó a Marcial Maciel, fundador de los Legionarios de Cristo, acusado de cometer abusos sexuales contra compañeros, jóvenes y niños de México, España e Irlanda, entre otros países.


El cardenal Carlo Maria Martini, declaró sobre Juan Pablo II que “era un hombre de Dios, pero no es necesario hacerlo santo”.


En el siglo XXI, la Iglesia ha estado cuestionada cómo nunca antes en la Historia moderna. En Chile, los mismos fieles han sido los primeros en expresar su repudio frente a casos de abuso sexual como los protagonizados Fernando Karadima, así como también ha manifestado su descontento frente al eventual encubrimiento del actual obispo de Osorno, Juan Barros, quien fuera ratificado por el Vaticano en su nuevo cargo, poniendo en duda una vez más los criterios de la Iglesia Católica.


Fuente:

https://www.biobiochile.cl/noticias/2015/04/03/canonizaciones-polemicas-la-historia-oscura-de-algunos-santos-de-la-iglesia-catolica.shtml



ARTICULOS RELACIONADOS
.
.


Señor, mi Dios, ¿quién soy yo para que me abandones? […] “Si no hay Dios, no hay alma, si no hay alma, entonces, Jesús, tú tampoco eres verdadero”. El silencio y el vacío es tan grande que miro y no veo, escucho y no oigo.

Teresa de Calcuta 



lunes, 3 de agosto de 2020

¿Quo Vadis Humanidad? (Colaboración)




Nota Inicial:
La presente publicación fue escrita y elaborada por un colaborador y amable lector de este Blog. Este artículo NO fue escrito por el habitual escritor y responsable de este sitio Noé Molina. (*)


___________________



 ¿Quo Vadis Humanidad?


Sí Humanidad, ¿hacia dónde caminas tú? ¡Te recuerdo que si continúas como hasta ahora vas hacía tu ¡propio holocausto! Las expectativas son alarmantes a empezar por el empeño de las eternas guerras, aún y no es la primera vez ya sustituyendo las balas y bombas por virus pandémicos, los incesantes exterminios de toda clase de sustentos terrestres y el basurero que estás montando, entre otros muchos más conceptos destructivos. Orgullosa Humanidad, estás excavando tu propia tumba... ¿Y cual será el epitafio, ese que nadie tendrá tiempo de escribir?  Es pues que desde ahora quedará escrito antes que sea demasiado tarde: Aquí yace toda la Humanad, ese Homo sapiens que sucumbió por sus propias ambiciones sin límites”. 

Veamos las consecuencias, lo pros y contra. La actual civilización se puede considerarse científica, claro está, solo en parte. Obviamente ella no es ya una civilización primitiva totalmente, supersticiosa o ignorante, aunque debemos puntualizar que sobre esa cuestión queda mucho por aclarar, los oscurantismos aún persisten. 

Sabido es pues que dentro de ella florece la expansión del progreso mecánico e intelectual y que una parte de las pasadas generaciones han sabido recoger los frutos y esfuerzos de todos los precedentes dándoles unidad y firmeza. Es obvio, queda algo lejos los tiempos en que científicos y toda clase de afán superactivo dejaron de quemarse las pestañas a la luz de una vela. Mucho mas todavía aquellos otros que tachados de brujos, herejes y partidarios de Satanás, éstos fueron perseguidos y quemados en hogueras por los sagrados conceptos dogmáticos que durante siglos han existido, y que aún existe un algo... 

La ciencia, dios majestuoso del último siglo y principio del actual han prometido a sus moradores un paraíso terrenal pero que obviamente lo está lanzando a un infierno. Le a dado el dominio del aire, agua, fuego, de la materia, del espacio cósmico, pero lo ha privado de la tranquilidad como hombres pensantes. Lo han constituido como dueños de la Naturaleza interior y exterior sin aumentarles proporcionalmente el dominio propio. Sí pues han mutilado los recursos naturales sin enseñarles a manejarlos adecuadamente. Complicaron los problemas de la vida en vez de enseñarles a resolverlos adecuadamente. Ante éste y otros muchos panoramas similares la ciencia como creadora y mantenedora de la posible felicidad, ella ha fracasado rotundamente. 

Creemos que la mayor prueba de que la ciencia, repetimos, parcialmente no ha conseguido proporcionales a los hombres el tan deseado bienestar social, debido a los aquí eternos y perversos enemigos de la sociedad, ellos se han apoderado de los inmensos recursos con los cuales llegan a amenazar el ecosistema planetario. Tenemos que agregar que entre ellos no es difícil encontrar una invención que directa o indirectamente sean los causantes de las guerras y tenga éstas destruido las mejores creaciones de los genios de la Humanidad. Aún mas, no ha de extrañar que en aquellos centros donde se descubren los progresos que deberían beneficiar al mundo también convivan aquellos otros científicos que nos llevan al suicidio colectivo y a pasos agigantados. 



Podemos testificar, aunque como dice el refrán, hasta un ciego lo puede ver, vivimos unas horas tremendamente fatídica. Mejor dicho, a esto hay que añadir que son ya muchos los siglos y hacemos hincapié en el último y actual. El mundo político, militar, científico, capitalista desbravado, sin faltar el religioso, existe una lucha gigantesca que es palpable, nos llena de espantos y asombros como espectadores, pues no está en nuestras manos el poder parar esa hecatombe, por mucho cacareo democrático que propagandísticamente hacen, lo sumo llegamos a una crítica constructiva como es ésta, si es que nos dejan... 

Los esfuerzos pacifistas han sido continuos a lo largo de la historia, pero siempre por un motivo u otro han fracasado. Sin embargo, continúan siendo un hecho contra las desastrosas calamidades que aportan las guerras. Los hombres de bien anhelamos una PAZ perpetua. ¿Cómo no habría de suspirar por ella la atormentada civilización? ¿Cómo no se habrían de multiplicar los proyectos pendientes a incrementar y garantizar a que ésta sea para siempre? ¡Pero las guerras continúan y continúan..., y lo mas desastroso es que continuaran...! 

Qué lejos queda aquel tratado, y por supuesto, muchos otros anteriores y posteriores que belicosos políticos, militares, etc., de cualquier época llevaron a cabo por sus propios intereses a costa de sufrimientos y engaños que con bonitos lemas de “defender la patria”, siembran de horror todo el Planeta.

Veamos un escueto resumen del “Tratado General de Arbitraje”, dice así: Artículo primero. Las Altas Partes Contratantes declaran solemnemente, en nombre de sus respectivas naciones, que condenan el recurso a la guerra para solucionar divergencias internacionales, y renuncian igualmente a ellas como instrumento de política nacional e internacional en las relaciones mutuas. Artículo segundo. Las Altas Partes Contratantes acuerdan en que las resoluciones de todas las disputas o conflictos que puedan surgir sean éstos cuales fueren sus orígenes, solamente serán resueltos por medios pacíficos. ¿Vale la pena continuar poniendo bestialidades, que en definitiva ese u otros documentos similares que solamente llegaron a ser papeles mojados o quemados por los mismos fuegos de las guerras...? 

Pero todo ha sido una gran quimera, los engaños han ido multiplicándose por un siglo mas..., inclusive el recién estrenado. Qué maravilloso hubiera sido aquel sueño, pues eso es precisamente y en realidad fue, en él se prometían reducir los armamentos, a comenzar solamente en parte, pero de lo dicho a lo hecho, va mucho trecho; ¿en qué punto se encuentran en la actualidad todas las clases de armas...? No habría espacio para ponerlas todas... 

Los entonces escritores, periodistas, educadores abogaban reformar los programas escolares, con el fin de eliminar de los libros de historia todo aquello que llene de orgullo las armas. Combatirían también la fabricación y el uso de juguetes infantiles de inspiración bélica. 

Organizaciones de estudiantes y todas aquellas otras de tendencias pacifistas emprenderían la gran cruzada en pro de la PAZ. En algunas naciones estaban previsto que sus multitudes de ciudadanos peregrinarían hasta las muchas tumbas de soldados desconocidos para rendirles un homenaje tardío a aquellos que cayeron en los frentes de batallas, con el solo objetivo de así mantener vivo en las mentes de las nuevas generaciones los horrores a que nos llevan las guerras provocadas siempre por los ya mencionadas y marciales botas. 

Obviamente, una vez más todo ha sido una gran utopía. Esa fuerza siempre maléfica parece haber estado envenenando las mentes de los pueblos arrastrándolos a los principios de los holocaustos. Desde entonces los niños y jóvenes que deberían haber abandonado los juguetes y literaturas de carácter e inspiración belicosas, con el paso de los años ellos fueron transformando sus mentes en ejércitos en marcha hacia los frentes de batallas, o dentro de las populosas ciudades dando orígenes a mas padecimientos por parte de inocentes ciudadanos. 

Así pues tanto ha evolucionado las tempestades belicosas que los furiosos vendavales con infernales y espantosas violencias sacuden constantemente el Planeta formando montañas de muertos debido a los sofisticados armamentos apoderándose de naciones como los ciclones arrastran todo lo que encuentran a su paso y en aumento con lo que se pueda avecinar, la guerra bacteriológica... ¿Será que ya ha empezado…? ¡Qué pena más grande...!  ¡Qué pena, pero que pena tan grande...!


_______________

(*) Nota Final:

El autor de esta publicación es "Zerimar Ilosit", fiel seguidor y colaborador de este Blog; quien amablemente me solicitó el compartir este artículo con el resto de los lectores; y al no estar en contra de la filosofía del Blog, es un honor para mí el poder publicarlo.

______________


Ver:



Ver:
Carta Abierta a los Creyentes 
(Colaboración)

Ver:
Buenas Razones para No Creer
(Colaboración)

Ver:

Los "Milagros" de Jesús 
(Colaboración)

El Misterio de la Trinidad 
(Colaboración)

Ver:
Ateísmo… ¿Eso qué es? 
(Colaboración)

Ver:
Quien es Dios?

Ver:
¿Existió Jesús? 
¡Claro, existieron muchos!


Ver:
Top 10 “Metidas de Pata” de la Biblia.

Ver:
Top 10 Características Indeseables de Dios.



lunes, 27 de julio de 2020

Las 10 principales razones por las que no creo en Dios (Opinión y Actualidad)




Las 10 principales razones por las que no creo en Dios


Entonces, ¿por qué, exactamente, no creo en Dios?

Por:
Greta Christina

En muchos de mis escritos sobre religión, tomo mi ateísmo como un hecho. Cuando critico la religión, o me obsesiono con la filosofía atea, generalmente comienzo con la suposición de que la religión es una idea equivocada sobre el mundo y que el ateísmo es la correcta, y sigo desde allí.

Lo que generalmente me parece bien. Si siempre tuviera que comenzar con las bases sobre cualquier tema, no obtendría nada escrito. (Nada interesante, de todos modos).

Pero se me ocurrió recientemente que alguien que no me conozca podría pensar que no había considerado cuidadosamente la cuestión de la existencia de Dios. Mis argumentos en contra de Dios y la religión están dispersos por todos mis escritos, y no espero que incluso mis lectores más devotos lean cada pieza de mis archivos de Ateísmo solo para desenterrarlos.

Así que aquí, en gran parte para mi propia conveniencia, y con suerte para la conveniencia de los lectores ateos y no atentos, hay un resumen de las Diez razones principales por las que no creo en Dios. O en el alma, o en la energía metafísica, o cualquier tipo de ser (es) o sustancia (s) sobrenatural (es).

Un par de aclaraciones rápidas primero. Esto es realmente solo un resumen: un resumen de ideas que yo, y otros escritores ateos, hemos profundizado en otros lugares. La gente ha escrito libros completos sobre este tema, y ​​esta publicación no es un libro completo... ni está destinado a serlo. Si vas a criticarme por simplificar demasiado, tenlo en cuenta: es un resumen. Se supone que es algo simple.

Y no, no creo que ninguno de estos argumentos proporcione un caso hermético 100% concluyente contra Dios. Ni siquiera todos ellos juntos hacen eso. Y no creo que tengan que hacerlo. No estoy tratando de mostrar que creer en la existencia de Dios es absolutamente imposible. Estoy tratando de demostrar que es inverosímil. Estoy tratando de demostrar que es, con mucho, la hipótesis menos probable sobre cómo funciona el mundo y por qué es así.

Ah, y en aras de la brevedad, generalmente voy a decir "Dios" cuando me refiero a "Dios, o el alma, o la energía metafísica, o cualquier tipo de ser (es) o sustancia (s) sobrenaturales". No tengo ganas de meterme en "Bueno, no creo en un anciano en las nubes con barba blanca, pero creo en..." discusiones. No creo en el hombre de barba blanca. No creo en ningún tipo de religión, ningún tipo de alma o espíritu o fuerza metafísica, cualquier cosa que no sea el mundo físico y su vasta y sorprendentes manifestaciones.

Y he aquí por qué.

________


1: 
El reemplazo constante de explicaciones sobrenaturales del mundo que tiene explicaciones naturales.

Cuando miras la historia de lo que sabemos sobre el mundo, ves un patrón muy notable. Las explicaciones naturales de las cosas han estado reemplazando las explicaciones sobrenaturales de ellas. Como una aplanadora.

Por qué sale y se pone el sol?. De dónde vienen los truenos y los relámpagos?. Por qué la gente se enferma? Por qué las personas se parecen a sus padres?. Cómo surgió la complejidad de la vida?. Podría seguir y seguir.

Todas estas cosas fueron explicadas una vez por la religión. Pero a medida que entendíamos mejor el mundo y aprendíamos a observarlo con más cuidado, las explicaciones religiosas fueron reemplazadas por causas y efecto físicos. Consecuentemente. A fondo. Como una aplanadora. ¿El número de veces que una explicación sobrenatural o religiosa de un fenómeno ha sido reemplazada por una explicación natural? Miles y miles y miles.

Ahora. ¿El número de veces que una explicación natural de un fenómeno ha sido reemplazada por una sobrenatural o religiosa? ¿La cantidad de veces que la humanidad ha dicho: "Solíamos pensar que (X) era causada por una causa y efecto físicos, pero ahora entendemos que en realidad es causada por Dios, los espíritus, los demonios o el alma"?

Cero. Exactamente cero.

Claro, la gente viene con nuevas explicaciones sobrenaturales para cosas todo el tiempo. ¿Pero explicaciones con evidencia? ¿Evidencia replicable? ¿Pruebas cuidadosamente reunidas, probadas con paciencia y rigurosamente revisadas? ¿Evidencia internamente consistente? ¿Grandes cantidades de él, de muchas fuentes diferentes?

De nuevo, exactamente cero.

Dado que esto es cierto, ¿cuáles son las posibilidades de que cualquier fenómeno dado para el que actualmente no tengamos una explicación completa (la conciencia humana, por ejemplo, o el origen del universo) sea mejor explicado por lo sobrenatural?

Dado este patrón, parece claro que las posibilidades de esto son esencialmente cero. Tan cerca de cero que bien podrían ser cero. Y la hipótesis de lo sobrenatural es, por lo tanto, una hipótesis que podemos descartar cómodamente. Es una hipótesis que se nos ocurrió cuando no entendíamos el mundo tan bien como lo hacemos ahora... pero eso, en un examen más cuidadoso, nunca, ni una sola vez, ha demostrado ser correcto.

Si veo alguna evidencia sólida para apoyar una explicación religiosa o sobrenatural de un fenómeno, reconsideraré mi incredulidad. Hasta entonces, supondré que es casi seguro que continuará el patrón alucinantemente consistente de explicaciones naturales que reemplazan a las sobrenaturales.

_________


2: 
La inconsistencia de las religiones mundiales.

Si Dios (o cualquier otro ser o seres metafísicos) fuera real, y la gente realmente lo estuviera percibiendo, ¿por qué esas percepciones difieren tanto?

Cuando diferentes personas miran, por ejemplo, un árbol, estamos más o menos de acuerdo con lo que estamos viendo: de qué tamaño es, qué forma, si tiene o no hojas y de qué color son esas hojas, etc. Podemos tener desacuerdos con respecto al árbol: con qué otras plantas está más estrechamente relacionado, dónde se encuentra el árbol en la escala evolutiva, si se corta para dar paso a un nuevo estadio deportivo, etc. Pero a menos que uno de nosotros esté alucinando o trastornado o literalmente incapaces de ver, todos podemos estar de acuerdo en la existencia básica del árbol y los hechos básicos al respecto.

Este no es el caso de Dios. Incluso entre las personas que creen en Dios, no hay acuerdo alguno sobre lo que Dios es, lo que Dios hace, lo que Dios quiere de nosotros, cómo actúa o no actúa sobre el mundo, si él es él, si hay uno o más de él, ya sea un ser personal o una sustancia metafísica difusa. Y esto es entre personas inteligentes, reflexivas y sensatas. Además, muchas personas inteligentes, reflexivas y sensatas ni siquiera piensan que Dios existe... y el número de esas personas aumenta todo el tiempo.

Y si Dios existiera, sería mucho más grande, mucho más poderoso, con mucho más efecto en el mundo que un árbol. ¿Por qué es que todos podemos ver un árbol más o menos de la misma manera, pero no vemos a Dios ni remotamente de la misma manera?

La explicación, por supuesto, es que Dios realmente no existe. No estamos de acuerdo tan radicalmente sobre lo que él es porque en realidad no estamos percibiendo nada que sea real. Estamos "percibiendo" algo que inventamos; algo que nos enseñaron a creer; algo que la parte de nuestro cerebro que está conectada para ver el patrón y la intención (incluso cuando no existe) está conectada para ver y creer.

_______


3: 
La debilidad de los argumentos religiosos, explicaciones y apologética.

He visto muchos argumentos para la existencia de Dios. Y todos se reducen a uno o más de los siguientes:

El argumento de la autoridad. (Ejemplo: "Dios existe porque la Biblia dice que Dios existe").

El argumento de la experiencia personal. (Ejemplo: "Dios existe porque siento en mi corazón que Dios existe").

El argumento de que la religión no debería tener que defender lógicamente sus afirmaciones. (Ejemplo: "Dios es una entidad que no puede ser probada por razón o evidencia").

O la redefinición de Dios en un principio abstracto, tan abstracto que no se puede discutir en su contra, pero también tan abstracto que apenas merece el nombre de Dios. (Ejemplo: "Dios es amor")

Y todos estos argumentos son increíblemente débiles.

Los libros sagrados y las autoridades pueden estar equivocados. Todavía tengo que ver un libro sagrado que no tenga ningún error. (La Biblia, por nombrar un solo ejemplo, está llena de ellos) Y los sentimientos en los corazones de las personas definitivamente pueden estar equivocados. Ellos están equivocados, por lo demostrable, la mayor parte del tiempo. El instinto y la intuición juegan una parte importante de la comprensión y experiencia humana, pero nunca deben ser tratados como la última palabra sobre un tema.

Quiero decir, si te dijera: "El árbol frente a mi casa mide 500 pies de alto con hojas de color rosa fuerte", y se ofrece como defensa, "Sé que esto es cierto porque mi madre / predicador / libro sagrado me lo dice"... o "Sé que esto es cierto porque lo siento en mi corazón"... ¿me tomarías en serio?

Algunas personas todavía intentan señalar evidencia en el mundo de que Dios existe. Pero esa evidencia es inevitablemente terrible. Señalar la perfección de la Biblia como un documento histórico y profético, por ejemplo, cuando tan descaradamente no es nada de eso. O apuntando a la complejidad de la vida y el mundo e insistiendo en que debe haber sido diseñado; cuando las ciencias de la biología y la geología y demás han proporcionado explicaciones mucho mejores de lo que parece, a primera vista, como el diseño.

En cuanto al argumento "No tenemos que mostrarte ninguna razón o evidencia apestosa"... eso es renunciar al juego incluso antes de que haya comenzado. Básicamente dice: "Sé que no puedo presentar mi caso, por lo tanto, voy a concentrar mis argumentos en por qué no tengo que presentar mi caso en primer lugar". Es como un abogado defensor que sabe que su cliente es culpable y, por lo tanto, trata de ssalvar el caso por un tecnicismo.

Lo mismo ocurre con el argumento de "redefinir a Dios más allá de su existencia". Si lo que crees no es un ser o sustancias sobrenaturales que realmente existe, o tuvieron alguna vez, algún tipo de efecto en el mundo... bueno, tu filosofía podría ser elegante e inteligente, pero no es, por ninguna definición útil de la palabra, religión.

Nuevamente: si intenté argumentar: "El árbol frente a mi casa mide 500 pies de alto con hojas de color rosa intenso, y la altura y el color de los árboles es una pregunta que se responde mejor con fe y sentimiento personal, no con razón o evidencia"... o" Sé que esto es cierto porque estoy definiendo '500 pies de alto y rosa fuerte' como la naturaleza esencial de los árboles, independientemente de su apariencia externa "... ¿me tomarías en serio?

___________


4: 
La creciente disminución de Dios.

Esto está estrechamente relacionado con el n°1 (el reemplazo consistente de explicaciones sobrenaturales del mundo con explicaciones naturales); pero creo que es lo suficientemente diferente como para merecer su propio número.

Cuando miras la historia de la religión, ves que el poder percibido de Dios mismo, entre los mismos creyentes, ha disminuido. A medida que nuestra comprensión del mundo natural y físico ha aumentado, y nuestra capacidad para probar teorías y afirmaciones ha mejorado, el dominio de los milagros de Dios (u otros supuestos fenómenos sobrenaturales / metafísicos) ha cambiado constantemente, alejándose de los fenómenos que ahora están entendido como causa y efecto físico, y en el área cada vez más reducida de fenómenos que todavía no entendemos.

Ejemplos: Dejamos de necesitar a Dios para explicar las inundaciones, pero todavía lo necesitábamos para explicar la enfermedad y la salud. Entonces ya no lo necesitábamos para explicar la enfermedad y la salud... pero aún lo necesitábamos para explicar la conciencia. Ahora estamos comenzando a controlar la conciencia, así que pronto necesitaremos que Dios nos explique... ¿qué, exactamente?

O, como Ebon Muse dijo tan elocuentemente, "Donde la Biblia nos dice que Dios una vez formó mundos del vacío y separó los grandes mares con el poder de su palabra, hoy sus actos más impresionantes parecen estar formando en imagenes en bollos pegajosos de pan; en santos y en conferir sentimientos cálidos vagamente definidos en los corazones de sus creyentes cuando asisten a la iglesia".

Esto es lo que los ateos llaman el "Dios de los huecos". Cualquier agujero que haya en nuestra comprensión del mundo, de eso es de lo que Dios es responsable. Dondequiera que estén los espacios vacíos en nuestro libro para colorear, eso es lo que se completa con el crayón azul llamado Dios.

Pero el crayón azul está ya desgastado hasta quedar solo un trocito. Y nunca se ha demostrado que sea el color correcto. Y una y otra vez, a lo largo de la historia, hemos tenido que tomarnos grandes problemas para quitar el crayón azul de la mente de las personas y reemplazarlo con el color correcto. Dado este patrón, ¿no parece que deberíamos dejar de alcanzar el crayón azul cada vez que vemos un espacio vacío en el libro para colorear?

___________


5: 
El hecho de que la religión prospera en las familias.

Esto es lo que quiero decir: ¿Cual es el factor más fuerte para determinar qué religión es una persona? Es con qué religión fueron criados. Con mucho.

Muy, muy pocas personas examinan cuidadosamente todas las creencias religiosas que se siguen actualmente, o incluso algunas de esas creencias, y seleccionan la que creen que describe con mayor precisión el mundo. De manera abrumadora, la gente cree en la religión que se les enseñó cuando eran niños.

Ahora, no hacemos esto con, por ejemplo, la ciencia. No nos aferramos a la teoría del estado estacionario del universo, ni al geocentrismo, ni a la teoría de la enfermedad de los cuatro humores corporales, simplemente porque es lo que nos enseñaron de niños. Creemos que cualquier comprensión científica está mejor respaldada por la mejor evidencia disponible en ese momento. Y si la evidencia cambia, la comprensión cambia. (A menos que, por supuesto, sea un entendimiento científico que nuestra religión enseña que está mal...)

Incluso las opiniones políticas no se dan en familias tan tercamente como la religión. Sea testigo de las encuestas de opinión que constantemente muestran que el apoyo al matrimonio entre personas del mismo sexo aumenta con cada generación más joven. Incluso las creencias políticas aprendidas de los jóvenes pueden colapsar ante la realidad que las personas ven y viven todos los días. Y las teorías científicas hacen esto absolutamente todo el tiempo de manera regular.

Una vez más, esto me lleva a la conclusión de que la religión no es una percepción de una entidad real. Si así fuera, la gente no creería las creencias religiosas que les enseñaron de niños, simplemente porque fue lo que les enseñaron de niños. El hecho de que la religión se desarrolle tan firmemente en las familias sugiere que no es una percepción de nada real. Es un dogma, apoyado y perpetuado por la tradición y la presión social, y en muchos casos, por el miedo y la intimidación. No por la realidad.

___________


6: 
Las causas físicas de todo lo que pensamos que es el alma.

La ciencia de la neuropsicología todavía está en pañales. Pero hay algunas cosas que sabemos al respecto. Y una de las cosas que sabemos es que todo lo que pensamos como el alma: conciencia, identidad, carácter, libre albedrío, todo eso se ve fuertemente afectado por los cambios físicos en el cerebro y el cuerpo. Drogas y medicinas, lesiones, enfermedades, falta de sueño, etc... todo esto puede hacer cambios en el "alma". En algunos casos, pueden hacer cambios tan drásticos que hacen que la personalidad y el carácter de una persona sean completamente irreconocibles.

Y la muerte, por supuesto, es un cambio físico que hace que la personalidad y el carácter de una persona, no solo sean irreconocibles, sino inexistentes.

Entonces, dado que esto es cierto, ¿no parece mucho más probable que la conciencia y la identidad, el carácter y el libre albedrío, sean algún tipo de producto del cerebro y el cuerpo físico?

Con cualquier otro fenómeno, si podemos demostrar que las fuerzas y acciones físicas producen efectos observables, pensamos en eso como un fenómeno físico. ¿Por qué el alma debería ser diferente? Cualquiera que sea la conciencia y la individualidad y el resto, ¿no parece abrumadoramente probable que sean, de alguna manera, un proceso biológico, regido por leyes de causa y efecto físicos?

__________


7: 
El fracaso completo de cualquier tipo de fenómeno sobrenatural para resistir pruebas rigurosas.

No todas las creencias religiosas y espirituales hacen afirmaciones comprobables. Pero algunos de ellos lo hacen. Y ante las pruebas reales, cada una de esas afirmaciones se desmorona como Kleenex en un huracán.

Ya sea el poder de la oración, o la curación por la fe, o la astrología, o la vida después de la muerte: el mismo patrón se ve constantemente. Siempre que las creencias religiosas y sobrenaturales han hecho afirmaciones comprobables, y esas afirmaciones han sido probadas, (no probadas a medias, pero realmente probadas, usando pruebas cuidadosas, rigurosas, doble ciego, controladas con placebo, replicadas, etc.) las afirmaciones se han desmoronado constantemente.

No voy a citar cada una de estas pruebas, o incluso la mayoría de ellas. Pero verá un patrón tan consistente que aturde la mente: los reclamantes insisten en que la afirmación sobrenatural X es real. El Reclamo sobrenatural X se somete a pruebas cuidadosas, aplicando los métodos científicos estándar comúnmente utilizados para descartar sesgos y fraude. Se descubre que la afirmación sobrenatural X contiene tanta agua como un colador.

(Y los demandantes, habiendo acordado de antemano que el método de prueba es válido, después insisten en que no fue justo).

Y no diga: "Oh, los evaluadores fueron parciales". Eso es lo mejor del método científico. Está diseñado para eliminar el sesgo, tanto como sea humanamente posible. Cuando se hace correctamente, le dará la respuesta correcta, independientemente del sesgo de las personas que realizan las pruebas.

Además, aquí hay un punto que los defensores de lo sobrenatural utilizan cuando acusan a los científicos de sesgo anti-religión: En los primeros días de la ciencia y el método científico, la mayoría de los científicos creían en Dios, el alma y lo metafísico. De hecho, muchos de los primeros experimentos científicos fueron intentos de probar la existencia de estas cosas, descubrir su verdadera naturaleza y resolver las disputas sobre ellas de una vez por todas. (No tanto Dios, sino el alma y lo sobrenatural). Fue solo después de décadas y décadas de estos experimentos que no lograron nada en absoluto que la comunidad científica comenzó, gradual y dolorosamente, a renunciar a la idea.

Las afirmaciones sobrenaturales solo se mantienen bajo un examen descuidado e informal. Estando respaldadas por el sesgo de confirmación (es decir, nuestra tendencia a enfatizar demasiado en la evidencia que lo respalda, en lo que creemos y descartar la evidencia que lo contradice), y las ilusiones, y nuestra pobre comprensión e instintos cuando se trata de probabilidad, y nuestra tendencia a ver patrones y intención, incluso cuando no existen, y una docena de otras formas de cableado extraño del cerebro humano. Cuando se estudian cuidadosamente en condiciones específicamente diseñadas para proteger estas cosas, se desvanecen como las imaginaciones insustanciales que son.

_________


8: 
lo escurridizo de las creencias religiosas y espirituales.

No todas las creencias religiosas y espirituales hacen afirmaciones comprobables. Muchas de ellas tienen una calidad más al estilo: "a salvo si lo hacemos, a salvo si no". Si las cosas siguen el camino del creyente, es un signo de la gracia e intervención de Dios; si no lo hacen, entonces, bueno, Dios se mueve de maneras misteriosas, y tal vez tenga una lección que enseñarnos que no entendemos, y no depende de nosotros cuestionar su voluntad. Esa clase de cosas. Pase lo que pase, se puede girar para demostrar que la creencia es correcta.

Esa es una señal segura de un mal, muy mal argumento.

Aquí está la cosa. Es un principio bien establecido en la filosofía de la ciencia que, si una teoría puede ser apoyada sin importar qué posible nueva evidencia surja, es una teoría completamente inútil. No tiene poder para explicar lo que ya sucedió ni para predecir lo que sucederá en el futuro. La teoría de la gravedad, por ejemplo, podría ser refutada por cosas que repentinamente se caen; La teoría de la evolución podría ser refutada encontrando conejos en la capa fósil pre-cámbrica. Estas teorías predicen que estas cosas no sucederán; si lo hacen, entonces las teorías desaparecen. Pero si su teoría de la existencia de Dios se mantiene sin importar lo que pase, ya sea que su amigo con cáncer mejore o muera, si los desastres naturales golpean grandes ciudades pecadoras o pequeños pueblos temerosos de Dios, entonces es una teoría completamente inútil, sin poder para predecir o explicar nada.

Lo que es más, cuando los ateos desafían a los teístas en sus creencias, los argumentos de los teístas cambian y se escurren de una manera increíblemente molesta "moviendo los limites". Los fundamentalistas de línea dura, por ejemplo, insistirán en la verdad perfecta inmutable de la Biblia; pero cuando se le cuestiona sobre sus errores históricos / científicos específicos y sus atrocidades morales, insisten en que no está interpretando esos pasajes correctamente. (Si el libro necesita interpretación, ¿qué tan perfecto puede ser?)

Y los creyentes ecuménicos progresistas pueden ser increíblemente escurridizos sobre el tema de lo que realmente hacen y no creen. ¿Es Dios real o una metáfora? ¿Dios interviene en el mundo o no? ¿Realmente creen en Dios, o simplemente eligen actuar si creen en Dios porque lo encuentran útil? Debatir con un creyente progresivo es como luchar con un pez: los argumentos no son muy poderosos, pero no te dan nada firme a lo que agarrarte.

Una vez más, esa es una señal segura de un mal, mal argumento. Si no puede presentar su caso y luego apegarse a él, o modificarlo genuinamente, o dejarlo ir... entonces no tiene un caso muy bueno. (Y si está haciendo una versión del argumento "Cállate, es por eso", argumentando que es grosero e intolerante cuestionar las creencias religiosas, o que dejar de lado las dudas y preguntas sobre la fe te hace una mejor persona, o eso de dudar de la fe te torturará en el infierno para siempre, o cualquiera de los otros argumentos clásicos destinados a silenciar el debate en lugar de abordarlo, entonces esa es una señal segura de que tu argumento está totalmente en el desagüe)

________


9: 
El fracaso de la religión para mejorar con el tiempo.

A lo largo de los años, décadas y siglos, nuestra comprensión del mundo físico ha crecido y aclarado en una cantidad ridículamente grande. Entendemos cosas sobre el mundo y el universo que ni siquiera podríamos haber imaginado hace mil años, o cien, o incluso diez. Cosas que hacen que tu boca se abra con asombro y quedar anonadado de solo pensarlo.

Y la razón de esto es que se nos ocurrió un método realmente bueno para separar las buenas ideas de las malas, las teorías más precisas de las menos precisas. Se nos ocurrió el método científico: un método de autocorrección para comprender el mundo físico que, con el tiempo, y con los muchos ataques, arranques y contratiempos que acompañan a cualquier esfuerzo humano, ha hecho, y continúa haciendo, un trabajo asombrosamente bueno al ayudarnos a percibir y comprender el mundo, predecirlo y darle forma, de una manera que no podríamos haber imaginado hace mil, cien o incluso diez años.

(Y el método científico en sí mismo se corrige a sí mismo. No solo nuestra comprensión del mundo ha mejorado mediante saltos y límites asombrosos; nuestro método para entenderlo también está mejorando).

¿Pero nuestra comprensión del mundo metafísico?

No tanto.

Nuestra comprensión del mundo metafísico está exactamente en el lugar en el que siempre ha estado: cientos y de hecho miles de sectas, discutiendo sobre qué texto sagrado y qué conjunto de intuiciones espirituales es el correcto. No hemos llegado a ningún tipo de consenso sobre qué secta tiene una concepción más precisa del mundo metafísico. Ni siquiera hemos encontrado un método para decidir qué secta tiene una concepción más precisa del mundo metafísico. Todo lo que cualquiera puede hacer es señalar su propio texto sagrado y su propia intuición espiritual. Y alrededor en el círculo de disputas vamos.

Todo lo cual apunta claramente a la religión, no como una percepción de un ser o sustancia real, sino como una idea que inventamos y a la que nos aferramos. Si la religión fuera una percepción de un ser o sustancia real, nuestra comprensión de ella se estaría agudizando, aclarando, refinando. Habríamos mejorado las técnicas de oración, profecías más precisas, algo. Cualquier cosa menos personas que se pelean con mayor o menor grado de rencor, y nada que respalde realmente sus creencias.

__________


10: 
La completa y absoluta falta de evidencia sólida de la existencia de Dios.

Este es probablemente el mejor argumento que tengo contra la existencia de Dios:

Simplemente no hay evidencia de ello.

No hay buena evidencia, de todos modos. No hay evidencia que no solo equivalga a opinión, tradición, sesgo de confirmación y todo lo demás de lo que se ha dicho en el resto de la publicación.

Y en un mundo perfecto, ese debería haber sido el único argumento que necesitaba. En un mundo perfecto, no debería haber tenido que pasar el último mes y medio reuniendo y resumiendo las razones por las que no creo en Dios, como tampoco lo habría hecho por Zeus o Quetzalcóatl o el Monstruo Espagueti Volador.

Como lo han señalado miles de ateos antes que yo: No depende de nosotros probar que Dios no existe. Depende de los teístas demostrarlo.

Si hay un argumento a favor de la religión que sea convincente, realmente convincente, convincente por medio de algo que no sea autoridad, tradición, intuición personal, sesgo de confirmación, miedo e intimidación, ilusiones o alguna combinación de lo anterior, ¿no lo haríamos todos? ¿saber sobre esto?

¿No se habría extendido este argumento como un incendio forestal? ¿No sería el meme de todos los memes? Quiero decir, todos vimos ese video del gato tratando de despertar a su dueño dentro de las dos semanas posteriores a que llegara a Internet. ¿No crees que el argumento / evidencia verdaderamente excelente para la existencia de Dios se habría extendido aún más rápido y más amplio que un tonto video de dibujos animados?

Si los argumentos a favor de la religión son tan maravillosos, ¿por qué son tan poco convincentes para alguien que ya no cree?

¿Y por qué Dios necesita argumentos, de todos modos? ¿Por qué Dios necesita que la gente haga sus argumentos por él? ¿Por qué no puede simplemente revelar su verdadero yo, clara e inequívocamente, y resolver la cuestión de una vez por todas? Si Dios existiera, ¿por qué no sería obvio?

No depende de nosotros probar que Dios no existe. Depende de los teístas demostrar que lo hace. Y en ausencia de cualquier evidencia o argumento genuinamente bueno y sólido a favor de la existencia de Dios, y en presencia de una gran cantidad de argumentos muy sólidos en su contra, continuaré sosteniendo la hipótesis del ateísmo: Es casi seguro que Dios no existe, y que es completamente razonable actuar como si no existiera.




_______

La Autora:

Greta Christina ha escrito profesionalmente desde 1989, sobre temas que incluyen ateísmo, sexualidad y positividad sexual, temas LGBT, política, cultura y todo lo que se le ocurra. Es una de las blogueras más leídas y respetadas en la blogósfera atea, y recientemente fue señalada por un analista independiente como una de las diez mejores blogueras ateas más populares. Es corresponsal atea habitual de AlterNet, la revista política en línea con más de 1,200,000 visitas a la semana, y ha escrito sobre ateísmo y escepticismo para el Blog de Greta Christina desde 2005. Su escritura atea y escéptica ha aparecido en numerosas revistas, periódicos y antologías, incluyendo Skeptical Inquirer, Chicago Sun-Times y la antología "Todo lo que sabes sobre Dios está mal".

Greta es una oradora pública experimentada y entretenida, que ha estado hablando en público durante muchos años. Ella está afiliada a la oficina de oradores de la Alianza Estudiantil Secular y el Centro de Investigación, y está disponible para hablar sobre muchos temas, incluido el ateísmo y la sexualidad, lo que el movimiento ateo puede aprender del movimiento gay, la diversidad en el movimiento ateo, ateo filosofías de la muerte, y por qué los ateos están tan enojados.

Greta también ha sido escritora de sexo durante más de dos décadas, y ha publicado publicaciones de no ficción y ficción sobre sexo publicadas en numerosas revistas, antologías y publicaciones en línea. Además de sus libros, sus escritos más conocidos son probablemente "¿Estamos teniendo sexo ahora o qué?", ​​"Ateos y enojo" y "Pensamientos reconfortantes sobre la muerte que no tienen nada que ver con Dios". "¿Estamos teniendo sexo ahora o qué?" ha sido reimpreso en numerosas ocasiones, especialmente en la antología de Alan Soble "Filosofía del sexo: lecturas contemporáneas", y se imparte en cursos universitarios en todo el mundo.

Ella vive en San Francisco con su esposa, Ingrid.


Traducido del original:
https://gretachristina.typepad.com/greta_christinas_weblog/2008/09/the-ten-main-reasons-i-dont-believe-in-god.html
https://gretachristina.typepad.com/about.html

________________